Ultimas Noticias
recientes

AMÉRICA v.s. TIEMPO


Rara se ve la grada con esos colores, se extrana los colores azulcrema


Por Hugo Ruiz
@hruizm71

En el marco de la fiesta patria, y envuelto en una incertidumbre de personalidad y estilo, el sábado 17, el América recibió a León en la cancha del Estadio Azteca.
Contexto.
Los últimos dos partidos, el equipo de Coapa había recibido nada más ni nada menos que 6 goles en contra, 3 ante Chivas (en casa) y 3 visitando al Cruz Azul. Para fortuna del cuadro hasta el sábado, dirigido por Ignacio Ambriz, Cruz Azul también está en un verdadero dilema, y se dejó no solo remontar, sino ganar el partido que tenían en las manos. Esta acción “heroica” o “titánica” como muchos medios se atrevieron a calificar, fue una aspirina para disfrazar la goleada que recibieron del acérrimo enemigo en su propia casa. Con estos antecedentes, la directiva del club en un intento demagogo para calmar las aguas, regaló el acceso al partido de la jornada 9 en el que se recibió a León.
El antes Técnico Americanista, Ignacio Ambriz salió con una formación diferente a la que presentó en partidos anteriores, dejando claro que no sabe que juega. Quizá para los que somos de a pie y no entendemos que es un esquema 5-3-2, la explicación técnica no nos diga nada. Lo que sí, es que podemos ver fehacientemente que este América, no juega a nada. No existe ninguna conexión entre líneas, no es ofensivo, y se defiende mal. La media cancha no existe y de vez en vez, se dejan ver las individualidades para definir partidos. Les falta coraje, garra, corazón.
Así, en un partido magistral de León, con toques cortos, pases precisos, y mucha personalidad, León le recordó al América que
1)      Su estadio ya no pesa
2)      No tiene idea a que juega
3)      Su técnico, no sabe corregir tácticamente
4)      La grandeza se hace cada vez más pequeña
5)      Se les viene la noche con una celebración que ya se torna gris del centenario.
León paso por encima del equipo local. Le metió 2 goles, pero pudieron ser 4. En tanto, América no pudo crear ni siquiera dos llegadas de peligro inminente al arco contrario.
El resultado.
Ignacio Ambriz salió a disculparse con la afición por tercera vez en el torneo, luego de derrotas escandalosas. Y es que hay maneras de perder, dicen por ahí, y América perdió como no está permitido en su historia: sin personalidad, sin mística, sin garra. Estuvimos en la rueda de prensa. Había ya un ambiente tenso. La gente de relaciones públicas del equipo americanista pasaba de aquí para allá con rostros largos y semblantes serios. Había un ambiente de tensión que podía casi recortarse con tijeras. La maquinaria nuevamente se movió y se permitieron sólo 4 preguntas al estratega.
Evidentemente la oportunidad fue para medios “amistosos” o de “casa” con el fin de proteger a Nacho de preguntas incómodas. Preguntas muy “ligth” ayudaron a minimizar el ambiente ya de por sí incómodo.
Así, el domingo temprano, el presidente del Club, Ricardo Pelaéz, dio un mensaje breve para anunciar la destitución de Ignacio Ambriz, poniendo fin al tormento para la persona buena y amable que era Nacho como técnico. Pero el América necesita más. Necesita un perfil de técnico que sea desafiante, decidido, con personalidad fuerte y que denote mucha seguridad. Vaya, ¡hasta arrogante! Para Ambriz, esto no le fue posible en el vestidor, ni hacia la afición. El fin estaba marcado.
Para esta hora de la tarde, se filtra que Rubén Omar Romano, está arreglado con el equipo más odiado y más amado del futbol mexicano. Habrá que ver si este gallo ahora si trae espolones. Solo el tiempo lo dirá. El problema serio que tiene el América es que el Centenario está a unos días, y es precisamente lo que menos tiene… TIEMPO.
Mauro Boselli se encargo de definir el futuro de Ambriz

Borraron al America en la cancha


Con tecnología de Blogger.